Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | psicologoalcorcon@gmail.com

Por qué hay gente que cree en las supersticiones en Alcorcón

Por qué hay gente que cree en las supersticiones

En el mundo existen multitud de supersticiones. Llevar puesta la “ropa interior de la suerte”, tocar madera, ver el partido de fútbol con la camiseta del equipo favorito o de la selección… ¿Qué es lo que lleva a creer en una superstición y a seguir un determinado comportamiento?

Las supersticiones se basan en falacias, entendiendo como falacia algo que aparentemente es de una manera pero realmente no lo es. En las supersticiones esto se llama causalidad falsa o falacia Post Hoc, que define un error de tipo cognitivo que lleva a la creencia de que algo ha sucedido al mismo tiempo, o uno causa que ocurra el otro. Un ejemplo de esto son los amuletos que tienen muchas personas simplemente porque lo utilizaron en una ocasión en la que les ocurrió algo especial.

En muchas ocasiones las supersticiones son el resultado de la necesidad de control, buscando una explicación a lo que sucede. Para el especialista en pensamiento irracional y supersticiones Stuart Vyse, las investigaciones han demostrado que muy a menudo es mejor contar con una certeza falsa que no contar con ninguna. Y es en las situaciones que a pesar de tenerlas muy preparadas no están bajo nuestro control, como los exámenes o las entrevistas de trabajo, donde las supersticiones generan la sensación de haber hecho “algo extra” que puede llevarnos al éxito.

Lo que realmente aporta la superstición es un beneficio emocional en forma de confianza y seguridad, y aunque la persona sepa que a nivel racional no existe esa magia, sigue comportándose de la manera que la superstición le indica.

Según el experto en trastornos de ansiedad Paul Foxman, esto es un efecto placebo que nos hace sentir que si algo nos va a ayudar, probablemente nos ayudará. El creer y confiar en algo nos aporta fuerza.

La diferencia se encuentra en que mientras las supersticiones únicamente calman la ansiedad en situaciones que dependen de la suerte, en aquellas que dependen del propio desempeño pueden aportar una dosis extra de fuerza y empuje que llevan a dar el máximo de uno mismo y a tener más confianza.

El problema es que esa fuerza y empuje pueden tener un efecto positivo, o negativo si por ejemplo se pierde un amuleto importante y el abatimiento puede llevar a que el rendimiento futuro sea menor.

Leave a comment

Your email address will not be published.