Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | psicologoalcorcon@gmail.com

Cómo terminar y romper una relación en Alcorcón

Cómo terminar y romper una relación

Toda relación pasa antes o después por un momento crucial, y dependiendo de cómo se supere la pareja tendrá una situación resuelta o un conflicto pendiente. Una de esas situaciones es la ruptura, especialmente cuando la decide unilateralmente uno de los dos, y es un paso que siempre debe darse de la manera adecuada.

Es evidente que el dolor no va a ser menor, ni se va a suavizar, por romper de la manera adecuada, pero la importancia de cerrar esta etapa de la manera correcta no afecta sólo a la persona que decide terminar la relación, sino también a la que es abandonada. Ambas deben poder ser capaces de empezar de nuevo tras la ruptura, y la otra parte debe poder pasar fácilmente por el proceso de duelo que se vive tras el final de una relación.

A la hora de terminar una relación no hay que caer en el error de romper mediante un mensaje en Whatsapp o en una red social, o un correo electrónico. Hay que hacerlo de una manera madura y adulta, siendo sincero y honesto para evitar que el asunto quede sin zanjar y para permitir al otro poder pasar por ese proceso que necesita para superar la ruptura y, después de un tiempo, poder iniciar una relación. Sin olvidar que nunca existe un momento perfecto para terminar una relación. Por ello, si dejamos que el tiempo pase “esperando el momento adecuado”, lo único que haremos es alargarlo mientras la relación se deteriora de tal manera que se puede acabar derrumbando.

De hecho, existen relaciones que, por falta de valor en una de las dos partes para romperlas, han durado toda la vida y ambos han sido infelices. Por tanto, debemos tener el valor y la fuerza necesarios para dar el paso de romper con madurez.

Una relación se puede romper por diferentes razones, como puede ser una infidelidad, caracteres que chocan, o simplemente que se termine el amor. Pero sea cual sea la razón, la ruptura debe hacerse cara a cara y con una actitud y tono de voz correctos, de manera amistosa, y sin resultar ni demasiado resentido ni duro, ni demasiado meloso y dulce. Y en todo momento se debe evitar entrar en discusiones, aunque la otra persona se encuentre demasiado nerviosa o hable de manera muy dura. En todo momento hay que conservar la calma, así como transmitírsela al otro.

Y en ningún momento hay que eternizar el asunto. Debe tener la duración necesaria para transmitirle a la otra persona cómo nos sentimos y lo que queremos. Y sin darle vueltas ni tratar de suavizarlo, ya que esto podría provocar malentendidos y darle falsas esperanzas a la otra persona, que podría pensar que la relación se podría retomar en un futuro.

Cuando se rompe la relación, esto debe hacerse de manera definitiva, ya que así el otro podrá superar más rápidamente ese trance y comenzar una etapa nueva en su vida.

Leave a comment

Your email address will not be published.