Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | psicologoalcorcon@gmail.com

Los complejos más comunes en las personas en Alcorcón

Los complejos más comunes en las personas

Los complejos están presentes en muchas personas. El entorno personal y familiar suele ser el factor que por regla general tiene más influencia en su aparición, y suelen comenzar durante la infancia, producto de una falta de apoyo y atención por parte de los progenitores ante los comentarios y burlas de otros niños. Esto provoca que la autoestima sea baja y su gravedad se incremente durante la adolescencia.

Cuando se trata de complejos de tipo físico, con la edad suelen disminuir aunque no en todos los casos. La mejor solución a veces es arreglar el problema que ha provocado la aparición del complejo por medio de operaciones estéticas o terapia psicológica según el caso.

Pero el complejo puede provocar trastornos psicológicos y limitar la vida de la persona si no se le planta cara.

Las tres clases de complejos
Los complejos se agrupan en tres tipos diferentes:

  • De tipo físico: Estos complejos se originan por pensamientos generalmente irracionales y exagerados sobre el propio aspecto físico de la persona como pueden ser los ojos, la forma de las orejas o la nariz, el tamaño del pecho, la estatura… Aunque las mujeres suelen ser las más afectadas por los complejos físicos, la diferencia con los hombres se ha ido equiparando por los cambios producidos en los roles de belleza masculinos. Pero la diferencia es que mientras estos complejos en las mujeres están relacionados con su cuerpo, en el caso de los hombres se relacionan más con la cara.
  • De tipo psíquico: Este tipo de complejos se relacionan con el intelecto. Así, las personas que los padecen se sienten inferiores, menos inteligentes y con menos habilidades de manera que tienen incapacidad para desarrollar proyectos de cierta complejidad por sí mismas.
  • De tipo social: Los complejos de este tipo están relacionados con el lugar de origen, la raza, la posición social, el nivel económico o la sexualidad.

Cuáles son los más comunes
A continuación vamos a ver algunos de los complejos más comunes:

  • Complejo de superioridad. Este complejo trata de enmascarar la inseguridad mediante un “disfraz” de superioridad e hipervaloración de uno mismo.
  • Complejo de inferioridad. Al contrario que en el anterior, la persona que lo padece siente desamparo como consecuencia de las experiencias vividas en la niñez, sintiendo a menudo sensación de abandono y desinterés.
  • Complejo de Cenicienta. Un complejo que afecta a mujeres, las cuales sienten que su objetivo es encontrar a un marido que le haga sentir segura y cuide de ella, renunciando así por completo a su independencia.
  • Complejo de Peter Pan. Con este nombre se identifica el complejo que hace que el grado de madurez del sujeto sea inferior a su edad biológica, provocando que al ser adulto no tenga capacidad para aceptar responsabilidades.
  • Complejo de Edipo. Es el complejo que surge cuando un hijo varón es el receptor de todo el cariño y atención por parte de la madre y no del padre.
  • Complejo de Electra. Lo opuesto al complejo anterior, cuyo origen está en que todo el cariño sea por parte del padre hacia su hija.

Leave a comment

Your email address will not be published.